La linterna de Diógenes

Literatura. Arte. Cine. Política. Filosofía. Historia.

21.9.06

EL ACIDO BORICO DE EL MUNDO



(Acido bórico -Boric acid-

         
"El ácido bórico es una sustancia química con propiedades antisépticas, antimicóticas y antivirales leves. (FredMeyer. Farmacy & Health)").

         
Recuerdo a mi madre lavando con ácido bórico las rodillas magulladas de mis hermanos y las mías. Era tan bueno el ácido bórico que mi madre hacía con él un bálsamo y unos emplastos que nos ponía sobre los párpados irritados o cuando nos salía algún orzuelo.

         
Menos mal que en aquella época no había atentados terroristas, porque si esa sustancia fuera sospechosa en el botiquín de mi casa podían encontrar litros y hubiéramos ido todos a la cárcel.

         
El diario El Mundo sigue buscando frené-ticamente algo que sustente sus teorías disparatadas: "¡Se ha hallado ácido bórico en el domicilio de un supuesto terrorista!". Muy sospechoso. El diario El Mundo se alarma porque la misma sustancia se encontró hace cinco años en un piso franco de ETA. Tan sospechoso que según el diario El Mundo esa circunstancia ha dado lugar a que el Ministerio del Interior manipulara un informe de la policía para que nadie se enterara de esta prueba tan contundente de que los autores del 11-M eran etarras ¡Tenían ácido bórico!

         
Lo único que yo compruebo con cierta inquietud es que mi madre y algunos terroristas utilizan las mismas técnicas terapéuticas caseras, pero la verdad, no puedo ni imaginarme a mi madre colocando mochilas con bombas en los trenes de cercanías por culpa de conocer las propiedades antisépticas del ácido bórico .

         
El sensacionalista titular de El Mundo me recuerda una noticia publicada por el antiguo diario El Caso. Mencionaba un informe de la guardia civil a raíz de un asesinato ocurrido en el baño de una casa en los siguientes términos:

         
"Se encuentra en el lugar de los hechos un objeto sospechoso de forma aguitarrada en loza blanca de uso desconocido al que llaman bidet".

         
La praxis periodística de El Mundo es tan deplorable como la del antiguo diario El Caso. ¿O tal vez Pedro J. Ramírez no sea tan inocente?

         
El Caso se vendía bien, la condición humana tiene mucho morbo y nos gusta conocer los detalles de los sucesos más truculentos. El Mundo está en la misma línea: es capaz de convertir el inocente ácido bórico de mi madre, en una sustancia tan sospechosa como un bidet.



0 Comentarios:

Publicar un comentario

Vinculos a este post:

Crear un enlace

<< Home